En conclusión, hay que probar una herramienta para conocer por nosotros mismos sus beneficios y así poder decidir si es o no la mejor opción para implementar.  Hagamos la prueba; seguramente nos va a gustar, porque los cambios son buenos y si vienen con lo que nos gustaba del pasado y estábamos extrañando... pues mucho mejor.

Windows 10 ¿Actualizar o no actualizar?

Por: Adriana Cristina Rueda - @AdriCrisR.   Fecha de publicación: 18 de Noviembre de 2015

Hace unos meses los usuarios de Windows 7 y Windows 8 (original) recibimos una notificación sobre la actualización gratuita al nuevo sistema operativo Windows 10.  Yo, como la mayoría, hice la solicitud y estaba lista para cuando llegara el momento de tener según la publicidad “el mejor Windows hasta la fecha”.

Pero llegado el momento me surgieron algunas dudas y preferí leer un poco más.  Por eso aquí les traigo un pequeño análisis de los pros y contras que podemos enfrentar y así poder tomar la decisión más acertada para cada uno.  Como dicen por ahí: “esa es la cuestión”.

Comencemos por las novedades:

  • Vuelve el menú de inicio que tanto extrañamos, en una combinación de las versiones 7 y 8.1.
  • Tendremos una nueva compañera digital: Cortana, nuestra asistente de tareas.
  • El inicio de sesión no requiere contraseña, sino que se puede optar por la huella digital o retina (siempre y cuando tengamos el hardware requerido).
  • Con su función Continuum se puede interactuar de manera fluida entre cualquier tipo de dispositivos (modo escritorio y modo tableta).
  • Las apps funcionan con la misma versión, tanto en dispositivos móviles como en modo escritorio.
  • Incorpora el nuevo navegador Microsoft Edge.
  • Incluye la función de creación de escritorios virtuales.
  • Tiene incorporada la aplicación Fresh Paint, la versión mejorada de nuestro tradicional editor de imágenes Paint.


Hasta aquí todo va muy bien.  Pero para los más escépticos estas bondades no son suficientes motivos para tomar la decisión final.

Algunas de las preguntas que nos surgen con respecto al cambio pueden ser:

  • ¿El cambio de versión es significativo?
  • ¿Cuál es el grado de afectación que voy a enfrentar?
  • ¿Va a ser compatible con mis aplicaciones?
  • ¿Qué debo hacer si no me gusta esta versión y quiero regresar a la anterior?
  • ¿Cuánto me va a acostar la actualización?


Para contestar estas y otras preguntas les traemos una entrevista realizada a Daniel Vargas, MVP de Microsoft en tecnologías en la nube y Windows